Guerra del CO2

by lucyintheclouds

La Unión Europea está decidida, aunque sea de forma unilateral, a poner las bases para una aviación más verde. Considera que las emisiones de la aviación han crecido más rápido que las de cualquier otro sector y las previsiones indican que continuarán haciéndolo en el futuro. Hoy en día suponen, según los cálculos de Bruselas, el 3 % de los gases de efecto invernadero que genera en total la UE. El sistema de comercio de emisiones ( ETS, por sus siglas en inglés) obliga a las aerolíneas a pagar por el dióxido de carbono que emitan sus aviones. Cada año las aerolíneas reciben un cupo gratuito de emisiones, si se pasan están obligadas a comprar más. Cada nuevo permiso de emisión equivale a una tonelada de CO2 y su precio está ahora en 7 euros.
China e India están en pie de guerra y han ordenado a sus aerolíneas que opten por la insumisión, por no facilitar sus datos de emisiones y, en el momento que toque hacerlo, no pagar por los derechos de CO2.
Por su parte la Unión Europea está utilizando la vía diplomática. Aplaza los primeros pagos por las emisiones hasta abril 2013, apoya las regulaciones nacionales o acuerdos internacionales que va en este sentido.
Mientras las mayores aerolíneas europeas y fabricantes aeronáuticos (entre ellos Airbus, Iberia, British Airways, Air France o Lufthansa) empiezan a sufrir las represalias, por ejemplo, China anunció que cancelaba el pedido de aviones a Airbus.
Aerolíneas y fabricantes aeronáuticos se afanan en encontrar nuevas tecnologías que permitan reducir sus emisiones. Los nuevos modelos de avión cada vez consumen menos combustible en vuelo, combustible que ya supone un 30% de los costos totales. Airbus, Boeing y multitud de aerolíneas están desarrollando experiencias piloto de uso en vuelo de biocombustibles.
En definitiva, el desenlace de esta guerra será determinante para el futuro del planeta. Buscar un consenso internacional es la manera más efectiva de combatir el cambio climático. Pero mientras no lo haya, no podemos permitirnos ir a la velocidad del más lento y menos aún cuando el lento va marcha atrás.

Fuente: Expansión.com

img:flickrcc.bluemountains
[wp_ad_camp_3]

Artículos Relacionados

1 comment

Miriam mayo 29, 2012 - 18:11

Eso de los cupos me parece una idea estupenda:)

Reply

Leave a Comment